sábado, 9 de marzo de 2013

capitulo 11

al despertarme lo primero que hago es ir a la armeria, ahora a la gente le encanta cazar, voy por unas cuantas cuerdas y puntas de flechas (necesito mejorar creando arcos) y me voy a la selva, me parece bastate extraño que el campamento que vi ayer haya desaparecido por completo, supongo que deben estar intentando tomar el control del capitolio, despues de desechar mis pateticos intentos de arco consigo uno aceptable, me paso todo el día disparando a todo animal que pasa por mi camino, cuando me doy cuenta está anocheciendo asi que corro a la casa con algunos de los animales que cacé, los voy a necesitar para que a Finn no le de un infarto, cuando me ve corre hacia mí.
-¿estas bien?-me pregunta
-claro, solo fui a cazar, necesitas tranquilizarte
-no gracias, eso solo trae más problemas-dice ironico
-¿acaso nunca dejaras de preocuparte por las cosas mas insignificantes?
-no-contesta y me da un besito
-vale,vale. callate y ayudame a cocinar los animales
-esta bien.
Nos ponemos a cocinar y luego llamamos a todos para la cena, lo primero que hace papà es preguntandome que he estado haciendo, le digo lo mismo que a Finn, solo que a papá no le basta, me hago la ofendida y me quejo de que no me deja hacer nada desde que sucedió lo de "la tabla" pero mama me conoce tan bien que sabe que oculto algo, decido evadirla hasta que me lleven a esos juegos "algodiferentes", así que me paso los meses que faltan para ese momento en el bosque entrenando, no voy a rendirme sin luchar, hasta que un mes antes de el aniversario de la cosecha aparece el sello del capitolio en todas las televisiones de Panem

2 comentarios:

  1. Ya neceasito el otro capitulo porfavor

    ResponderEliminar
  2. no pueden dejarlo asi!! porfavorporfavorporfavorporfavorporfavor
    publica el siguiente lo antes posible!!

    ResponderEliminar